Hola de nuevo.

Antes de entrar en detalles de este blog con contenidos digitales, dejaré esta entrada para contar mi experiencia con la innovación en salud.

La llamada del emprendimiento

Mientras cursaba segundo año de ortopedia, dos de mis docentes que conocían mi pasión por la tecnología me abordaron con esta inquietud: “-Farfán, ¿por qué no se crea una empresa?”. Ante ello, respondí con curiosidad: ¿Dr. cómo así, uno puede crear una empresa?

Media For Health SAS (hoy Medical Media) nació esa mañana en los pasillos del hospital. Dí vía libre a mi curiosidad y conformamos un equipo para brindar servicios digitales para el sector salud mediante el uso de las TIC (tecnologías de la información y la comunicación) y la innovación.

Las averiguaciones sobre los pasos de creación de empresa las realizamos en la Cámara de Comercio y, aunque las ayudas son infinitas, el proceso tiene su complejidad y toma tiempo.

Poco a poco validamos los servicios y el equipo de la empresa. Al día de hoy, Medical Media ha realizado más de 80 proyectos con más de 30 clientes nacionales e internacionales, entre los que encontramos las Naciones Unidas – UNFPA, La Fundación Santa Fe de Bogotá con los centros de excelencia del C4, El Instituto de Ortopedia Infantil Roosevelt, la organización internacional AOTrauma LATAM, entre otros.

-“Su contrato de especialista será por prestación de servicios”

Al terminar mi residencia médica, estaba realmente interesado en trabajar como Ortopedista en varios hospitales.

Durante los procesos de vinculación laboral, conocí unos “bemoles” en la contratación, a los cuales no estaba acostumbrado. Algunos de ellos fueron:

  1. Contratación por prestación de servicios
  2. Ausencia de apoyo para pago de las prestaciones de ley (derivado del ítem 1)
  3. Inexistencia de vacaciones, primas o indemnizaciones por “despido injustificado”
  4. Pagos a 3 meses o más
  5. Enormes volúmenes de consultas y cirugías
  6. Tramitología excesiva de las instituciones de salud para el ingreso laboral
  7. Exceso de documentación para prescripción de medicamentos e imágenes diagnósticas

Puede sonar extrema mi “insatisfacción”; sin embargo, no era el agua en la que estaba acostumbrado a nadar.

Hablé con mis asesores financieros y llegué a una conclusión: No sé cuánto tiempo permanezca en este planeta… sin embargo, mientras lo haga, trabajaré para mi felicidad y satisfacción y no para la de alguien más.

Decidí entonces, darme de baja de los procesos de selección y migrar a crear mi propia práctica clínica.

Allí nació la UNOC (Unidad Ortopédica de Colombia). Este proyecto fue posible gracias a los conocimientos adquiridos en Medical Media y el sin fin de libros que inicié a leer sobre emprendimiento e innovación. (Le puedo compartir varios títulos si lo desea, contactándome). La UNOC tuvo como objetivo innovar en servicio, canales de comunicación y mercadeo digital, ofrecer una agradable imagen corporativa y favorecer un excelente servicio al cliente.

Actualmente me he olvidado de los turnos y los fines de semana. Reparto mis tiempos entre mi práctica clínica privada, Medical Media, mi familia, mis amistades y mis hobbies.

¿Qué le hace pensar que no puede hacerlo usted también?

Seguramente un par de ideas innovadoras han rondado por su cabeza en varias ocasiones. Los médicos y el personal de la salud somos muy creativos e innovadores. Sin embargo, la práctica clínica y el modelo educativo impuesto, logran bloquear cualquier posibilidad de estructuración de ideas. Si en este momento está buscando un consejo para dar un salto al vacío, quisiera compartirle el que recibí yo:

“Miguel, si las cosas salen mal, los hospitales no van a dejar de existir… ¡Usted siempre podrá volver a ejercer como ortopedista”!

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.